Hormigón Impreso: Moldes

Moldes hormigon impreso

Moldes hormigon impreso

Moldes de hormigón impreso

Una de las grandes ventajas que nos ofrece el hormigón impreso, son los moldes, que nos permiten estampar el hormigón común tal y como nosotros queramos. Una vez se vierte la mezcla de hormigón sobre la superficie a pavimentar, solo hará falta encontrar el momento exacto para imprimir nuestro propio diseño.

Estos moldes están fabricados normalmente en poliuretano, por la buena flexibilidad y resistencia que tienen, aunque nos podemos encontrar, como veréis a lo largo del artículo, moldes fabricados en casi cualquier material.

En lo que se refiere al tamaño en la mayoría de las ocasiones suelen tener un tamaño reducido. Ser de un tamaño pequeño permite manejarlos con soltura y evitar problemas, algo que es de agradecer teniendo en cuenta que vamos a trabajar con un hormigón que se encuentra fresco.

Tipos de moldes hormigon impreso

Tipos de moldes de hormigón impreso

A continuación os mostramos algunos de los tipos de moldes de hormigón pavimentado que podrás comprar, ya sea en tiendas especializadas o por ejemplo en Amazon;

Imitación a madera

Una imitación de madera, si además se escoge la pigmentación adecuada, puede quedar perfecta en casi cualquier lugar. Los moldes suelen ser bastante económicos en comparación con otros, aunque como casi siempre dependerá de los materiales que se usen para su construcción.

Liso o continuo

El acabo liso o continuo es uno de los más comunes, sobre todo si la zona a pavimentar no se va a ver demasiado o no tiene mucho transito. No se necesita ningún molde especial y tan solo hay que tener cuidado en que quede totalmente liso y en colocar de forma adecuada las juntas de dilatación.

Piedra natural

Molde hormigón impreso piedra natural

Tal y como se puede ver en la imagen superior, este tipo de molde nos permite una imitación casi perfecto de la piedra natural. Eso sí, para conseguir el mismo efecto que el de la foto, no solo valdrá con un molde si no que también necesitaremos utilizar un colorante adecuado.

Ladrillos y baldosas

Son sin duda alguna los moldes más usados y es que podemos ver este tipo de hormigóm impreso en muchos sitios. Seguro que en tu ciudad, ya sea en alguna calle o en alguna acera peatonal has visto este tipo de ladrillo y baldosa.

Piedra cortada

Los adoquines son otro gran clásico de las ciudades, y es que suelen ser perfectos para muchas calles por donde transita poco tráfico. Además podemos ver el hormigón impreso con forma de piedra cortada en grandes superficies, donde el terreno es enorme y existe una clara necesidad de dejar la zona perfecta, sin tener que hacer una gran inversión. Por supuesto también es importante el poco mantenimiento que va a necesitar este tipo de suelo de hormigón.

Hormigón desactivado

Por último el hormigón desactivado, que no requiere de ningún molde especial, pero que no podíamos dejar de incluir en este artículo dada su gran popularidad y utilidad. Este tipo de hormigón se consigue por eliminación del mortero superficial mediante la aplicación de productos desactivantes y reactivos. Una de sus grandes ventajas es su vistosidad, además de su reducido coste.

Comparativa de moldes de hormigón impreso

A continuación os mostramos un listado de algunos de los moldes de hormigón impreso que puedes adquirir hoy mismo usando uno de los mejores métodos para comprar, que no es otro que Amazon;

Colores del hormigón impreso

En este artículo ya os hablamos de las pigmentaciones que puede tener el hormigón impreso, pero nunca está de mas, y ya que hablamos de moldes, repasar los diferentes colores que podemos darle al hormigón impreso;

  • Terracota
  • Gris piedra
  • Gris claro
  • Adobe claro
  • Adobe tostado
  • Capuchino
  • Beis ahumado
  • Beis crema

¿Preparado para darle un acabado espectacular a tu hormigón impreso?

Cinco mentiras sobre el hormigón impreso que no debes creerte

Mentiras hormigon impreso

Mentiras hormigon impreso

El hormigón impreso lleva utilizándose durante décadas y es cada vez una solución más usada a nivel mundial. Con el paso del tiempo su calidad ha ido mejorando, y sin duda alguna no son iguales los hormigones de hoy en día que los de hace 20 años. Sin embargo, todavía no son pocos las mentiras y mitos que se cuentan sobre el hormigón impreso.

Si quieres conocer de verdad este tipo de hormigón y estar seguro de lo que vas a hacer, no debes dejar de leer este artículo que hemos titulado “cinco mentiras sobre el hormigón impreso que no debes creerte”.

Se agrieta con facilidad

Si te has informado un poco y has leído algo de información sobre el hormigón impreso en Internet, con total seguridad habrás visto como muchos hablan de que estas superficies se agrietan con facilidad. A decir verdad, no les falta razón, y es que el hormigón se agrieta con suma facilidad siempre y cuando la obra de instalación no se realice de la forma adecuada.

Si se ha realizado una buena mezcla de los componentes, se han utilizado materiales de calidad, y se han dejado las juntas de dilatación de forma correcta, el ver como se agrieta nuestro hormigón impreso será algo realmente complicado.

Tiene un acabado demasiado artificial

Aspecto artificial hormigón impreso

Esta gran mentira sobre el hormigón impreso depende en gran medida de quien te instale, y como lo haga el hormigón. Además, también tendrá una importante influencia la calidad de los materiales usados.

Es cierto que en algunas ocasiones los suelos no quedan como uno esperaba, y la imitación que queríamos hacer de madera o piedra, no está nada conseguida. Por suerte contratando a profesionales y usando unos materiales de calidades, el resultado no tiene por qué ser para nada artificial.

Seguramente esta semana has pasado por alguna superficie de hormigón impreso, sin darte cuenta, y que has confundido con madera o piedra, gracias al buen trabajo realizado. Te hacemos una propuesta, busca en tu ciudad, una superficie de hormigón impreso, o incluso varias, y decide por ti mismo si te parece que tiene un acabado artificial o no.

Su durabilidad es muy reducida

Es posiblemente una de las mentiras más repetidas sobre el hormigón impreso. Desconocemos la razón, pero mucha gente, que posiblemente nunca haya probado este tipo de hormigón lo califica como de poco duradero. Como ya os habéis imaginado esto no es cierto, y es que la vida útil del hormigón impreso es de décadas.

La clave para que la durabilidad sea elevada es hacer las cosas bien desde el principio, realizando una buena mezcla de los componentes, y eligiendo estos de forma precisa. Además y como con cualquier suelo, es necesario realizar un buen mantenimiento del mismo cada cierto tiempo.

Se cuartea

Hormigón impreso

No podemos decir que es rotundamente falso que el hormigón impreso es quebradizo o se cuartea, pero una vez más, si se realizan mal las cosas. Y es que si no tenemos cuidado a la hora de mezclar los componentes o utilizamos una resina inapropiada pueden aparecer desperfectos en la capa superior del hormigón.

Si realizas todos los pasos de forma correcta, o recurres a un profesional para colocar tu pavimento, en ningún caso deberías de ver como tu hormigón se vuelve quebradizo o se cuartea con el paso del tiempo.

Pierde el color con el paso del tiempo

Si lo piensas bien no hay ningún material que no pierda color con el tiempo. Eso sí, una cosa es que se pierda el color pasados los años, y otra que se pierda el color con el paso de los días, algo que en ningún caso pasa con el hormigón impreso.

Una exposición prolongada a por ejemplo, los rallos ultravioleta es inevitable, con lo que con el paso del tiempo, mucho tiempo, podemos ver como el pavimento irá perdiendo color. Por desgracia esta pérdida de color te sucederá con cualquier material que uses.

¿Has escuchado o leído alguna mentira más sobre el hormigón impreso?, cuéntanoslo en el espacio reservado para los comentarios de esta entrada o bien a través de alguna de las redes sociales en las que estamos presentes.

Comprar hormigón impreso

Comprar hormigón impreso

Comprar hormigón impreso

Si has leído algunos de los artículos que hemos publicado en el blog, sabrás que no se puede adquirir directamente hormigón impreso. Lo que si podemos adquirir son determinados accesorios para fabricarlo, y sobre todo los pigmentos o los moldes que deberemos usar durante el proceso.

Y como queremos hacerte la vida un poco más sencilla, te vamos a ofrecer diferentes productos, todos vendidos por Amazon, para que los puedas adquirir con un solo click y recibirlos en tu casa en tan solo unas horas.

Resinas hormigón impreso

Pigmentos hormigón impreso

Moldes hormigón impreso

Accesorios para fabricar y colocar el hormigón impreso

Cómo hacer hormigón impreso casero

Hormigon impreso casero

Hormigon impreso casero

Hacer hormigón impreso casero, sin recurrir a profesionales, puede tener grandes dosis de riesgo y es que tan solo vamos a tener una oportunidad de hacerlo bien. Hacer el hormigón y echarlo sobre la zona donde vamos a imprimir nuestro dibujo, no parece una tarea demasiado complicado, pero si no somos hábiles, puede que el hormigón impreso termine siendo de todo menos, precisamente eso, hormigón impreso.

No seremos nosotros quienes te obliguen a gastarte el dinero en un profesional (aunque te lo recomendamos) si tú te ves capacitado para crear hormigón impreso casero. Eso sí, recuerda que estamos ante un proceso complejo, en el que te vamos a ayudar con una serie de consejos, pero el que estará en el momento decisivo serás tú.

Pasos para hacer hormigón impreso casero

Si sigues decidido a hacer tu mismo el hormigón, a verterlo y luego a imprimirlo, sigue estos pasos lo más cuidadosamente posible, y estamos convencidos que tu hormigón impreso quedará perfecto;

 

Haz un boceto de lo quieres hacer

Puede parecer una tontería, pero tener una planificación y un diseño, cuando no somos unos expertos en la materia, puede ser una forma perfecta de comenzar.

Dibuja si vas a pavimentar una terraza, un camino o una superficie, decide que molde vas a emplear y el color del acabado que le vas a dar.

Limpia y replantea la zona

Como ya hemos comentado en el artículo donde os contamos cómo instalar hormigón impreso, es muy importante limpiar la superficie donde vamos a instalar el hormigón. Debes de tener mucho cuidado en que no te queden piedras o gravilla que después estropeen nuestro hormigón.

Prepara el encofrado

Ahora debes de crear un molde o encofrado donde luego vertiremos el hormigón. Es importante que tengas en cuenta las posibles pendientes si las hubiese, si no quieres que tu trabajo termine arruinado nada más empezar. Puedes construir el encofrado con ladrillos y maderas. Si no tienes muy claro este paso, en este artículo tienes mucha más información que te puede ser realmente útil.

Realiza la mezcla del hormigón

Este es el primer paso crítico ya que es  muy importante realizar una buena mezcla de los elementos, para conseguir un buen hormigón. En este artículo te dejamos como conseguir un hormigón perfecto para que no falles bajo ningún concepto en este punto del proceso.

Vierte el hormigón

Una vez fabricado el hormigón, ha llegado el momento de verterlo en la zona deseada. Si no dispones de un camión hormigonera, deberás de hacerlo mediante una carretilla, algo que complica en gran medida el trabajo. Deberás de ser lo más rápido que puedas ya que es importante que el hormigón no se seque demasiado para poder estamparlo sin problemas después.

Colora el hormigón

Colorear el hormigón impreso es algo que debes hacer si no quieres que el resultado final sea en color gris. Para ello deberás de usar un pigmento que debes mezclar con agua. Sigue las instrucciones del pigmento al pie de la letra y es que demasiada agua puede acabar por estropear tu hormigón impreso de forma muy fácil.

Estampado del hormigón

Sin duda alguna el momento más complicado de todo este proceso. Una vez el hormigón este en el punto exacto, es decir, ni muy húmedo ni muy seco ha llegado el momento de usar los moldes para estamparlo. Ten mucho cuidado con los moldes de hormigón impreso que vas a usar, ya que si empiezas estampando mal todo se habrá ido al garete, y te tocará reconstruir, si es posible la capa de hormigón para volver a estampar.

Curado y sellado

El último paso es curar y sellar nuestro hormigón impreso con resinas especialmente diseñadas para esto. Una vez más es importante que tengas mucho cuidado en este punto, ya que si cometes algún error, tal vez, todo tu trabajo se eche a perder.

¿Has conseguido fabricar tu propio hormigón impreso casero?, cuéntanos tu experiencia en el espacio reservado para los comentarios de esta entrada o bien a través de alguna de las redes sociales en las que estamos presentes.

Precio del hormigón impreso, un factor a tener muy en cuenta

Precio hormigon impreso

Precio hormigon impreso

Para ser sinceros, es casi imposible darte un precio exacto para el hormigón impreso, aunque te lo vamos a dar ya que es lo que has venido buscando. Desde el año 2008, momento en que estalló la burbuja inmobiliaria, y se llevó otras muchas cosas por delante, el precio por metro cuadrado del hormigón ha ido bajando, aunque en la actualidad está en plena recuperación.

Esto hace que sea bastante más caro instalar hormigón impreso sobre cualquier superficie, que hace tan solo cinco años. Por supuesto, en el precio del hormigón también influye la calidad de los materiales usados, así como los moldes que vayamos a usar para darle el estampado final.

Precio orientativo y aproximado del hormigón impreso

Para ofreceros un precio orientativo del hormigón impreso, vamos a basarnos en los dos espesores más usados. Para un espeso de 10 centímetros, el precio por metro cuadrado sería de 20 euros, en cambio sí nos vamos hasta un espesor de 20 centímetros el precio por metro cuadrado de hormigón impreso pasa a ser de 25 euros.

Habitualmente el precio del hormigón impreso se da en metros cuadrados, y además del espesor, depende en gran medida de las tonalidades que se quieran dar al hormigón y de las texturas que se quieran imprimir.

Factores que afectan al precio final

Precio del hormigón impreso

Como en casi todo, hay varios factores que afectan de forma directa al precio final del hormigón impreso. A continuación te mostramos algunos de ellos para que no los pierdas de vista en ningún momento;

  • Trabajos previos. Uno de los aspectos que puede incrementar el precio final de una obra es el trabajo previo que se tenga que realizar, para después pavimentar con hormigón impreso.
  • Variaciones en el terreno. Da igual que quieras usar cemento, hormigón u hormigón impreso, que cualquier variación del terreno que nos encontremos nos va afectar en el precio final. Por ejemplo un cambio de nivel en un terreno, se ha de salvar con una rampa o un escalón, lo que supone un incremento en el precio final.
  • Superficie a pavimentar. En un precio por metro cuadrado, cuanta más superficie a pavimentar, mayor precio final. Este es sin duda el factor principal de un precio final u otro.
  • Pigmentación. Colorear el hormigón encarece el precio final del mismo, y es que no es lo mismo utilizar un hormigón en color base, que usar un hormigón impreso con un toque de color, que siempre o casi siempre queda mucho mejor estéticamente, pero que indudablemente sube el precio final.
  • Patrones de dibujo y detalles a mano. Uno de los aspectos que encarece en gran medida el precio por metro cuadrado del hormigón impreso, es la complejidad de los dibujos a realizar sobre el mismo. Además en ocasiones es necesario realizar detalles o ciertos dibujos sobre el hormigón a mano, con lo que el precio por metro cuadrado sube considerablemente.

Hormigón impreso barato. Consíguelo ahorrando costes

Molde hormigón impreso

Todo el mundo quiere ahorrar dinero a la hora de realizar cualquier obra, ya sea en su casa o en su lugar de trabajo. Con el hormigón impreso es sencillo ahorrarse unos cuantos euros, si seguimos algunos de estos consejos;

  • Elige el momento adecuado. Todo o casi todo el mundo se lanza a realizar obras, sobre todo si estas son al aire libre, en los meses de verano. Sin embargo si pides presupuesto para una obra en invierno, es más que posible que consigas un precio más reducido, dado el menor trabajo que suelen tener los profesionales en esta época del año.
  • Usa moldes. Puede parecer una obviedad, pero usar moldes te puede ahorrar costes. Y es que el uso de los moldes te ahorra mano de obra y sobre todo tiempo. Además, también puedes ahorrar en los moldes, que los hay de muchos precios así que antes de comprarlos o mandar fabricarlos, consulta y pide diferentes presupuestos.
  • Simplicidad es igual a ahorro. A la hora de pavimentar una superficie con hormigón impreso, la simplicidad o sencillez es sinónimo de ahorro. Y es que a diseños más complejos el gasto aumenta. Además si eliges realizar detalles, únicamente en los bordes en vez de en toda la superficie el ahorro puede llegar a ser considerable.

Como en todas las cosas de esta vida, a la hora de usar el hormigón impreso, siempre se puede ahorrar dinero con suma facilidad. Calcula tu presupuesto, y estudia bien donde debes o no gastarte tu dinero.

¿Cuál ha sido tu experiencia a la hora de colocar hormigón impreso en tu casa?, cuéntanoslo y si quieres puedes decirnos el precio que te ha costado el metro cuadrado de hormigón, la mano de obra y el precio total del proyecto. Puedes hacerlo a través de los comentarios de esta entrada, que encontrarás justo debajo, o bien a través de alguna de las redes sociales en las que estamos presentes.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies